• RoninPR

Memorya: A Sound Journey. Recordar quiénes somos en una conexión íntima con todo



La música es una de las artes más íntimas y liberadoras, ya que concede acceso prácticamente a cualquier persona. A través de ella florecen todo tipo de emociones y sentimientos. Salen a flote nuestras más grandes alegrías o las más profundas tristezas. Es un diálogo interno con nosotros mismos y al mismo tiempo con el intérprete o compositor. Esa relación estará más viva que nunca en Casa Ronin con la presentación de Memorya: A Sound Journey de Moncaya.


Un viaje sonoro antiguo


La música, los sonidos, tienen un poder mágico que influye en todas las personas. Al mismo tiempo son el enlace para conectar con nuestro interior y con nuestro exterior. Incluso nos transportan a lugares y momentos muchas veces más antiguos de lo que recordamos. Esa cualidad es el motor que movió la creatividad de Moncaya en su más reciente LP “Memorya: A Sound Journey”.


“Se trata de una colección reinterpretada de cantos que son muy antiguos, desde rezos hasta mantras. Y es por eso se llaman Memoryas LP”, nos plática Moncaya.


A través de cinco canciones, tres de ellas creadas como música antigua-moderna, Moncaya se dio cuenta de que no tiene nada que buscar fuera de ella. Son canciones reinventadas con ayuda de diversos bits y siete músicos tocando juntos. Una de esas canciones se llama Del alma a los pies. Compuesta en medio de la pandemia, es una de las creaciones más íntimas que Moncaya jamás haya creado.


“Es esta libertad absoluta de saberme completa, de no tener que buscar afuera ni validación, ni respuestas, ya todo está adentro”, nos cuenta.



Moncaya se inspira en el principio fundamental de que no debe olvidar esa memoria, muchas veces nebulosa, que habla de cosas que van más allá de nosotros. Ella considera que somos un animal más en este planeta, somos algo muy diminuto y muchas veces creemos que somos más que eso.


Memorya es para recordar quiénes somos realmente ya que si nos damos cuenta de eso sabremos que estamos íntimamente conectados con todo –con la naturaleza, con el planeta– y que no se nos debe olvidar algo tan trascendental. Así que nos invita a un viaje sonoro a través de las cinco canciones que se presentarán en Casa Ronin en compañía de los amigos.


Y es que la amistad fue el pretexto perfecto para presentar en Casa Ronin “Memorya: A Sound Journey”. Desde que se conocieron, Feri Legaspi y Kika han apoyado en todo momento a Moncaya. A través de diversos viajes han fortalecido su relación, que se basa en muchos hermosos momentos que han compartido.


“Poder hacerlo en Casa Ronin es como poder estar en el hogar. Para mí es como llegar a hacer algo íntimo, cercano, caluroso, auténtico”, comentó.


El próximo miércoles 16 de noviembre, Moncaya y Rafa Chamán te invitan a la presentación de este sueño hecho realidad en Casa Ronin para disfrutar este viaje entre amigos. No te pierdas de esta experiencia y reserva tu lugar en eventbrite o por WhatsApp al 96 31 57 47 23. No te arrepentirás.


Un camino holístico


Desde muy pequeña, Moncaya ha seguido el camino de la música y de la concepción holística. Siempre ha considerado que todo está relacionado y se engloba en algo único e indivisible. Para ella es una filosofía de vida.


Prácticamente toda su vida Moncaya ha estado cerca de la música, de los sonidos. A los 18 meses empezó a tocar, ya que tuvo su primera clase de violín. Desde ese momento no ha parado y muestra de ello es la presentación de su más reciente LP. Pero como muchas veces pasa en la vida, los momentos llegan sin elegirlos, así que empezó a compartir esta creación más abierta y profesionalmente durante el trance de la pandemia.


“Empecé a compartirla más abiertamente a mitad de la pandemia, en 2020. Ahí decidí que ese don, esa medicina que yo tengo, que todos tenemos de alguna manera, necesitaba ser compartido. Me puse esa meta de empezar a compartir mi música”, nos relata.



En ese momento nace Moncaya, el alter ego de Virginia, que es como realmente se llama, pero que ya nadie ocupa.


Para ella, la música es la mayor ofrenda que se puede hacer. Es la ofrenda más elevada, algo que se puede expresar de vuelta al universo. Es la forma en que se puede saber que uno no está solo, que uno está rodeado de otras almas, de ancestros invisibles y que a través de ese puente se puede dar esa comunión con otras dimensiones, con otras perspectivas. “Es como una nave espacial que nos lleva a donde nosotros queramos. Es una manera inmediata para que la gente logre conectar con sí misma, con algo mayor. Es como una poesía vibracional”.


La vida es un viaje profundo con nosotros mismos, con los demás, la espiritualidad, la conciencia y el universo. La música hace de ese camino algo mágico y trascendental. Es la unión del alma con el todo y saber que estamos aquí en un paso efímero, pero que podemos trascender y volvernos parte de esa inmensidad con solo un sonido.


10 views0 comments